Crisis presidencial de Venezuela de 2019
Crisis en Venezuela

Nicolás Maduro, president of Venezuela (2016) cropped.jpg
Juan Guaidó restored version.jpg
Juan Guaidó
Reconocido como presidente por la Asamblea Nacional y el Tribunal Supremo de Justicia en el exilio para conformar un gobierno de transición.

Fecha 5 de enero de 2019 - presente[1]
Jurisdicción/es República Bolivariana de Venezuela
Causas Desacuerdo sobre la legitimidad de las elecciones presidenciales de mayo de 2018.
Hechos más relevantes
Entidades enfrentadas

Original Flag of Venezuela 2006.png

Gobierno bolivariano
(Chavismo)

Logo of the 2017 Constituent Assembly of Venezuela.pngAsamblea Nacional Constituyente de Venezuela
Tribunal Supremo de Justicia (Venezuela) logo.pngTribunal Supremo de Justicia de Venezuela
CNE logo.svgConsejo Nacional Electoral de Venezuela[26]
CMR Consejo Moral Republicano de Venezuela
Respaldado por

Frente Amplio de la Patria
Colectivos

Original Flag of Venezuela 2006.png

Gobierno Provisional de Transición
(Oposición al chavismo)

Logo Asamblea Nacional.svgAsamblea Nacional
Supreme Tribunal of Justice in Exile logo.pngTribunal Supremo de Justicia de Venezuela en el exilio
Respaldado por

Frente Amplio Venezuela Libre
Alianza Soy Venezuela[39]
Concertación por el Cambio[40][41]
Representantes
Nicolás Maduro Juan Guaidó
Posiciones internacionales
Reconocimiento a Nicolás Maduro
Lista completa
Neutrales
Lista completa
Reconocimiento a Juan Guaidó
Lista completa

La crisis presidencial de Venezuela de 2019 es una crisis política nacional e internacional en torno a la legitimidad de quién ocupa la presidencia del país, después de que el 10 de enero de 2019, la Asamblea Nacional de Venezuela, presidida por Juan Guaidó, declarara que Nicolás Maduro estaba usurpando el cargo de presidente, de acuerdo a lo establecido en la Constitución Nacional.[42]

La usurpación del cargo de presidente, por parte de Nicolás Maduro, se sustenta en el hecho de que las elecciones presidenciales celebradas el 20 de mayo de 2018 fueron altamente cuestionadas por la oposición, organizaciones no gubernamentales y la comunidad internacional, que las consideran un evento írrito y nulo debido a diversas irregularidades durante la convocatoria y el proceso electoral, la inhabilitación de posibles candidatos opositores al gobierno, así como la prohibición arbitraria para que partidos políticos opositores pudieran concurrir y participar,[43]​ además la Asamblea Nacional declaró a Nicolás en abandono del cargo.[44]​ Otro argumento para rechazar estas elecciones, es que la Asamblea Constituyente no tiene poderes constitucionales, reales ni reconocidos, para convocar a elecciones.[43]

Esta situación en Venezuela también arrastra una crisis institucional desde 2017, cuando el Tribunal Supremo de Justicia se adjudicó las competencias de la Asamblea Nacional, algo que dicho órgano considera inconstitucional.[45]​ Dada esta situación y considerando que la elección del actual Tribunal Supremo de Justicia realizada por la anterior legislatura (2011-2016) de la Asamblea Nacional (de mayoría oficialista) no cumplió con los requisitos y procesos establecidos en la constitución, la Asamblea Nacional (actual legislatura) realizó la elección del Tribunal Supremo, el cual por presiones del régimen se encuentra en el exilio.[46]

Dado el no-reconocimiento de la elección presidencial y la vacancia de la Presidencia de la República, y en cumplimiento del artículo 233 de la Constitución,[nota 1]Juan Guaidó, en su calidad de Presidente de la Asamblea Nacional, tomó juramento como presidente interino del país el 23 de enero de 2019.[47]​ Tras asumir la presidencia interina, propuso tres objetivos centrales: el cese de la usurpación, el gobierno de transición y la celebración de elecciones libres y transparentes; además de los proyectos de Ley de Transición y la Ley de Amnistía, para lograr llevar a cabo los objetivos planteados.[48][49][50][51][52][53][54][55]

La presidencia de Guaidó, desde luego avalada por la Asamblea Nacional de Venezuela, fue reconocida por el Tribunal Supremo en el exilio y por Estados Unidos inmediatamente.[56][57][58][59]​ Ante esto, Maduro rompió relaciones diplomáticas con Estados Unidos, decisión que tanto Estados Unidos como Juan Guaidó desestimaron. Más de cincuenta países reconocen a Juan Guaidó como Presidente de Venezuela en calidad de encargado, incluyendo el Grupo de Lima, la mayoría de países de la Unión Europea,[60]​ el Parlamento Europeo y países como Australia, Japón e Israel. Adicionalmente, siete países reconocen la legitimidad de la Asamblea Nacional entre ellos Italia. Por otro lado, veinte países reconocen a Maduro, incluyendo a algunos países del ALBA, China y Rusia, junto a dos países que no integran la ONU, mientras que diecisiete países se han declarado neutrales, junto con la ONU, de los cuales su mayoría reconocen la legitimidad de la Asamblea Nacional como órgano del poder legislativo.

El parlamento ha encabezado una serie de protestas antigubernamentales y cabildos abiertos en el país.[61]

Antecedentes

En las elecciones de mayo de 2018, el presidente Nicolás Maduro, resultó reelegido en un clima rodeado de irregularidades, lo que llevó a muchos a creer que las elecciones carecían de validez.[62][63]​ Estos señalamientos se agregaron a las opiniones de que el gobierno de Maduro no es más que una dictadura ineficaz,[64][65][66]​ y muchas figuras políticas del ámbito nacional e internacional afirmaron que Maduro no había sido legítimamente electo.[67]​ En los meses previos a su inauguración el 10 de enero de 2019, Maduro fue presionado a no continuar como presidente por varios gobiernos y organismos, incluido el Grupo de Lima (excluyendo a México), los Estados Unidos y la Organización de los Estados Americanos (OEA); dicha presión sólo se incrementó cuando la nueva Asamblea Nacional de Venezuela prestó juramento el 5 de enero de 2019.[68][69][70]​ La Asamblea Nacional fue rechazada por Maduro en 2017, pero los gobiernos y entes antes señalados la consideran el único cuerpo democrático legítimo en Venezuela.[71]

La elección de Maduro fue apoyada por Rusia, China y el ALBA.[72][73]

Eventos

Cuestionamientos desde el oficialismo

Los primeros signos importantes de una crisis inminente se mostraron cuando Christian Zerpa, magistrado de la Sala Electoral del Tribunal Supremo de Justicia de Venezuela, abandonó su puesto y se exilió en Estados Unidos unos días antes de la inauguración presidencial del 10 de enero. Zerpa dijo que Maduro es «incompetente» e «ilegítimo».[68][69][74]

Una segunda señal de problemas fue que, de acuerdo una fuente de inteligencia de los Estados Unidos, Vladimir Padrino López, Ministro de Defensa de Venezuela, había solicitado que Maduro dimitiera, amenazando con renunciar si Maduro no lo hacía.[75]

Falta de reconocimiento internacional

Muchos países y organismos supranacionales se unieron a la Asamblea Nacional argumentando que el gobierno de Maduro era ilegítimo. Esto llevó al cierre de relaciones diplomáticas por parte de varios de ellos y a solicitudes de que Maduro renunciara o fuera removido.[69][70][75][76]​ Otros organismos, como el ALBA, han apoyado la elección de Maduro y han pedido a la oposición que acepte su presidencia.[72]​ Maduro respondió a las acusaciones que se le imputaban denunciando que eran «imperialismo estadounidense» y comparó la supuesta interferencia extranjera con el colonialismo.[76]​El 28 de enero de 2019 la ONG Venezuela Global, un mundo sin mordaza pegó fotos en el frontis de la embajada de Venezuela en Chile, como en otras sedes alrededor del mundo, de Juan Guaidó como Presidente de Venezuela [77][78][79]

Cabildo abierto

Acuerdo de la Asamblea Nacional sobre la declaratoria de usurpación de la presidencia de la república por parte de Nicolás Maduro el 15 de enero.

Juan Guaidó, el recién nombrado Presidente de la Asamblea Nacional de Venezuela, comenzó las mociones para formar un gobierno de transición poco después de asumir su nuevo cargo en el parlamento el 5 de enero de 2019; afirmando que aunque Maduro comenzase su nuevo mandato el día 10 sí o no, el país no tendría un presidente legítimamente elegido.[80]​ En nombre de la Asamblea Nacional, declaró que el país había caído en una dictadura de facto y no tenía líder, declarando que la nación se encontraba en estado de emergencia.[81]​ Fue en esta declaración que llamó por primera vez a «esa enorme mayoría de soldados y oficiales que portan con honor su uniforme y no se han dejado corromper (…) para que den un paso al frente (…) se debe desconocer lo que no fue producto del voto popular».[82]

Luego anunció que mantendría un cabildo abierto el 11 de enero.[83]​ Esto se organizó como un mitin en las calles de Caracas, donde la Asamblea Nacional anunció que Guaidó asumiría las competencias del artículo 233 de la Constitución de Venezuela,[nota 1]​ y también anunció planes para destituir al presidente Maduro.[31]

Asamblea Nacional declara presidente a Guaidó

Tras el discurso de Guaidó, la Asamblea Nacional publicó inicialmente un comunicado de prensa en el que decía que Guaidó había asumido las funciones de la presidencia interina. Una declaración posterior reemplazó a ésta y se aclaró la posición de Guaidó, lo que refuerza que se lo reconoció como presidente interino, pero que el órgano legislativo también necesitaba volver a asumir su poder.[84]​ El argumento legal usado por la asamblea se basó en la «ilegitimidad» de Maduro, lo cual bajo consideración del órgano les autorizaba a actuar.[85]​ Específicamente, invocaron los artículos 233,[nota 1]​ 333[nota 2]​ y 350 de la constitución nacional.[nota 3][31]​ El mismo día, Guaidó recibió una carta del Presidente del Tribunal Supremo de Justicia de Venezuela en el exilio, que tiene su sede en Panamá, solicitándole que se convierta en presidente interino de Venezuela.[86]

Guaidó hizo un llamado al cambio y a realizar protestas a nivel nacional para el 23 de enero, incitando a un canto del eslogan de «¡Sí se puede!».[85]​ La fecha coincidió con el aniversario del golpe contra Marcos Pérez Jiménez en 1958.[87]​ La Asamblea Nacional trabajó con el Frente de Liberación de Venezuela para crear un plan para las protestas y marchas, organizando una fuerza nacional unificada.[88]​ También se reveló el 11 de enero que los planes incluían ofrecer incentivos para que las fuerzas armadas rechacen a Maduro.[89]

La Organización de los Estados Americanos fue la primera en dar apoyo oficial a esta acción, afirmando que «Saludamos la asunción de Juan Guaidó como presidente interino de Venezuela conforme al artículo 233 de la Constitución Política.[nota 1]​ Tiene nuestro apoyo, el de la comunidad internacional y del pueblo de Venezuela».[90]​ Más tarde ese mismo día, Brasil y Colombia dieron su apoyo a Guaidó como presidente interino de Venezuela.[91]

Detención y liberación de Juan Guaidó

El 13 de enero de 2019, mientras se dirigía hacia La Guaira para asistir al cabildo abierto convocado para ese día, fue interceptado por agentes del Servicio Bolivariano de Inteligencia Nacional (SEBIN) y detenido, según informó su esposa, Fabiana Rosales; minutos más tarde fue liberado.[92][93]​ El Grupo de Lima condenó el hecho, al igual que el secretario de la OEA, Luis Almagro.[94][95][96]​ El gobierno atribuyó el hecho a una acción unilateral por parte de los funcionarios del SEBIN involucrados y emitió una orden de captura al Comisario del servicio de inteligencia Idelmaro Múcura, señalado como uno de los responsables. Al respecto, Guaidó declaró que el hecho demostraba que había un quiebre en la cadena de mando de las Fuerzas Armadas.[97]

Este suceso desató una ola de comunicados donde se manifestaba la preocupación de varios organismos tales como la OEA,[98]​ la Unión Europea,[99]​ la ONU,[100]​ el Grupo de Lima[101]​ y sus países miembros; y naciones como Uruguay,[102]España[103]​ y Estados Unidos.[104]

Nombramiento de embajadores

El 22 de enero de 2019, la Asamblea Nacional nombró a Gustavo Tarre Briceño como «representante especial» de Venezuela ante la OEA, siendo el primer nombramiento de un funcionario por parte del órgano legislativo, asumiendo competencias de la CRBV.[105][106]​ El 29 de enero de 2019, el parlamento, en sesión ordinaria nombró a «representantes diplomáticos» de varios países de América, quienes representarán al gobierno interino de Juan Guaidó en el mundo.[107][108][109]​ Las designaciones crean puestos paralelos a los de los embajadores que se encuentran al servicio del gobierno de Nicolás Maduro.[107]​ El 5 de febrero, la Asamblea Nacional nombró otros 3 embajadores.[110]​ El 19 de febrero, fueron designados 17 embajadores.[111]​ Estos son:

Representante diplomático País/Organización
Julio Borges Grupo de Lima
Gustavo Tarre Briceño Bandera de la Organización de los Estados Americanos OEA
Otto Gebauer Bandera de Alemania Alemania
Carmen Alguindingue Bandera de Andorra Andorra
Elisa Trotta Gamus Bandera de Argentina Argentina
Alejandro Martínez Bandera de Australia Australia
Mary Ponte Bandera de Bélgica Bélgica
María Teresa Belandria Bandera de Brasil Brasil
Orlando Viera Blanco Bandera de Canadá Canadá
Guarequena Gutiérrez Bandera de Chile Chile
Humberto Calderón Bandera de Colombia Colombia
María Faría Bandera de Costa Rica Costa Rica
Enrique Ser Horst Bandera de Dinamarca Dinamarca
René de Sola Bandera de Ecuador Ecuador
Antonio Ecarri Bolívar Bandera de España España
Carlos Vecchio Bandera de Estados Unidos Estados Unidos
Isadora Suárez de Zubillajga Bandera de Francia Francia
María Teresa Romero Bandera de Guatemala Guatemala
Claudio Sandoval Bandera de Honduras Honduras
Angelina Jaffe Bandera de Luxemburgo Luxemburgo
Felipe Zoghbi Bandera de Malta Malta
Gloria Notaro Bandera de los Países Bajos Países Bajos
Fabiola Zavarce Bandera de Panamá Panamá
David Olsen Bandera de Paraguay Paraguay
Carlos Scull Bandera del Perú Perú
José Rafael Cotas Bandera de Portugal Portugal
Paolo Romero Bandera de Reino Unido Reino Unido
Eusebio Carlino Bandera de República Dominicana República Dominicana
Memo Mazzone Bandera de Rumania Rumania
León Poblete Bandera de Suecia Suecia
María Alejandra Aristiguieta Bandera de Suiza Suiza

Controversias

Censura

Varias fuentes reportaron que CANTV, el proveedor de telecomunicaciones más grande del país, implementó un bloqueo contra Wikipedia en todas sus versiones luego de una guerra de ediciones en los artículos de Nicolás Maduro, Juan Guaidó, Presidencia de Venezuela y Anexo:Presidentes de Venezuela.[112]​ El motivo de la guerra de ediciones fueron los diferentes aportes de forma discrepante y a propio criterio que wikipedistas e IP anónimas hicieron acerca de la reelección de Nicolás Maduro como presidente de Venezuela para el período 2019-2025, la proclamación de presidente de la República de Juan Guaidó, presidente de la Asamblea Nacional de Venezuela, así como sobre la cronología de la presidencia.[113][114]

El día 21 de enero, durante el motín de la Guardia Nacional en Cotiza, el acceso a Internet a algunas redes sociales como Twitter, Instagram y YouTube se reportó bloqueado para los usuarios de CANTV. El gobierno venezolano negó haber participado en el bloqueo.[115]​ A última hora de la tarde del 22 de enero, se informó que Twitter e Instagram estaban completamente bloqueados en el país, posiblemente para limitar la organización de las protestas que se producirían al día siguiente.

Durante las protestas del 23 de enero, se informaron interrupciones generalizadas de Internet para los usuarios de CANTV, con Wikipedia,[116]​ Google, Facebook, Instagram y muchas otras plataformas de redes sociales afectadas.[117]​ Los apagones generalizados de Internet ocurrieron nuevamente del 26 al 27 de enero.[118]

Varias transmisiones en vivo de las sesiones de la Asamblea Nacional y los discursos de Guaidó se han interrumpido para los usuarios de CANTV, lo que afecta principalmente el acceso a plataformas de transmisión como Periscope, YouTube y otros servicios de Google.[119][120][121]

El canal 24 Horas, un canal de noticias propiedad de la emisora pública chilena Televisión Nacional, fue retirado de los operadores de televisión por cable y satélite de Venezuela por la Comisión Nacional de Telecomunicaciones (Conatel), el 24 de enero.[122]

Desde el 22 de enero, Conatel ha advertido a las emisoras de radio y televisión a "respetar las normas en contra de la promoción de la violencia" y el "rechazo de las autoridades institucionales", de acuerdo con la Ley de Responsabilidad Social en Radio y Televisión de 2004.[123][124]​ Algunos programas de radio han salido del aire, incluido el programa de radio de César Miguel Rondón, uno de los programas más escuchados en el país. Otros programas han sido cancelados temporalmente o han recibido advertencias de censura, incluida la amenaza de cerrar estaciones privadas de televisión y radio si reconocen a Guaidó como presidente interino o presidente interino de Venezuela.[125][126][127]

Detenciones de trabajadores de la prensa

En la noche del 29 de enero de 2019, cuatro periodistas fueron detenidos por el gobierno de Maduro mientras informaban cerca del palacio presidencial de Miraflores. Estos periodistas eran los venezolanos Ana Rodríguez de VPI TV y Maiker Yriarte de TV Venezuela, y los periodistas chilenos Rodrigo Pérez y Gonzalo Barahona de TVN Chile.[128]​ El 30 de enero, los dos periodistas venezolanos fueron liberados mientras que los chilenos fueron deportados.[129]

El 30 de enero, dos periodistas franceses del programa de televisión francés Quotidien y su productor venezolano fueron detenidos durante dos días en El Helicoide.[130][131]​ Tres trabajadores de la prensa de EFE también fueron arrestados por el SEBIN y el DGCIM: dos colombianos y un español.[130]

Jorge Arreaza, Ministro de Relaciones Exteriores de Venezuela, defendió las detenciones y declaró que los trabajadores de la prensa formaban parte «de la operación de los medios de comunicación contra el país» que querían «crear un escándalo mediático» al no «cumplir con los requisitos previos mínimos exigidos por la ley venezolana».[132]​ Las organizaciones de prensa declararon que cumplían con las leyes de migración de Venezuela. Maduro negó que los periodistas fueran detenidos por las autoridades.[133]

Phishing

El sitio web «Voluntarios X Venezuela» fue promovido por Guaidó y la Asamblea Nacional para reunir voluntarios para ayuda humanitaria;[134]​ desde el 16 de febrero, Guaidó dijo que 600,000 personas se habían inscrito.[135]​ Entre el 12 y el 13 de febrero, los usuarios de CANTV que intentaron acceder fueron redirigidos a un sitio espejo con una dirección URL diferente. El sitio espejo solicitó información personal: nombres, identificación, dirección y números de teléfono. El sitio falso también albergaba otros sitios web de phishing con el objetivo de obtener direcciones de correo electrónico, nombres de usuario y contraseñas. Todos los sitios web de phishing utilizaron el dominio .ve controlado por Conatel. Esta manipulación fue denunciada como una técnica para identificar a los disidentes ante el gobierno.[136][137][138][139]​ Tras el incidente de phishing, el sitio oficial fue bloqueado completamente para los usuarios de CANTV el 16 de febrero.[140]

Defecciones

El 2 de febrero, el embajador de Venezuela en Irak, Jonathan Velasco reconoció a Juan Guaidó como presidente interino de Venezuela, indicando que la Asamblea Nacional era el único poder "apegado a la ética, legitimidad y legalidad" y el responsable de llenar el vacío de poder creado por la violación de la constitución.[141][142][143]

Consecuencias económicas

John Bolton y Steven Mnuchin anunciando las sanciones contra PDVSA.

El 15 de enero de 2019, la Asamblea Nacional de Venezuela declaró la congelación de activos financieros de la nación en los países que desconocen el gobierno de Maduro.[6]​ El 25 de enero, el Banco de Inglaterra retuvo 1200 millones de dólares de reservas auríferas de Venezuela.[7]​ El Novo Banco impidió la transferencia de reservas de divisas del estado a Uruguay.[8]

El 28 de enero de 2019, el Departamento de Estado y el Departamento del Tesoro de los Estados Unidos cancelaron las órdenes de compra a PDVSA y cedieron el control de la filial CITGO y de cuentas bancarias del estado venezolano en territorio estadounidense al Gobierno de Transición de Guaidó.[18][19][20]

Ayuda humanitaria

Ayuda humanitaria enviada por Estados Unidos a Colombia destinada para Venezuela, febrero de 2019.

Según France 24, Guaidó estableció como prioridad llevar ayuda humanitaria a los «cientos de miles de venezolanos que podrían morir si la ayuda no llega», lo que también significaría una prueba de la lealtad de los militares venezolanos.[144]​ El día después de asumir la presidencia interina, Guaidó solicitó ayuda humanitaria para Venezuela desde los Estados Unidos, y el secretario de Estado Mike Pompeo se comprometió a ofrecer 20 millones de dólares para dicha ayuda.[145]​ También solicitó ayuda a las Naciones Unidas, que fue negada porque la ONU respondió que la solicitud debe provenir de Maduro.[146]

Guaidó dijo que los países vecinos de Venezuela en una «coalición global para enviar ayuda a Venezuela», ayudarán a llevar ayuda humanitaria y medicamentos al país; los productos se enviarán a puertos y ciudades fronterizas y se llevarán por tierra a través de convoyes.[147]​ Lo calificó también como una prueba de fidelidad del ejército: «en unas pocas semanas tendrán que elegir si dejan ingresar la ayuda que tanto necesita al país o si están del lado de Nicolás Maduro».[147]​ Canadá prometió 53 millones de dólares canadienses en ayuda humanitaria.[148]​ Alemania,[149]​ Suecia,[150]​ Argentina, Chile, Colombia, Puerto Rico y la Comisión Europea también han prometido ayuda.[144]

Guaidó ha declarado que el gobierno de Maduro tiene planes para «robar los productos con fines humanitarios que entren al país».[151]​ Esto incluye planes para distribuir estos productos a través del programa de distribución de alimentos CLAP del gobierno,[151]​ un programa del cual según el Fiscal General de Venezuela de 2017, Maduro se beneficia.[nota 4]

Puente Internacional Las Tienditas bloqueado por Maduro para impedir el ingreso de ayuda humanitaria a Venezuela.

Maduro está decidido a evitar que ingrese la ayuda, calificándola como «precursora de una invasión dirigida por Estados Unidos».[144]​ Poco después del anuncio de que la ayuda humanitaria internacional ingresaría por la frontera colombiano-venezolana, el político del PSUV y el ex policía de élite Freddy Bernal apareció en la frontera con miembros de las fuerzas armadas y el FAES.[152]Miguel Pizarro advirtió a los militares que no cruzarán una línea roja al negar la entrada al país de la ayuda humanitaria.[144]​ El Puente internacional Las Tienditas que une Colombia y Venezuela en la frontera fue bloqueado por la Guardia Nacional de Venezuela, utilizando contenedores de transporte y camiones cisterna;[153]​ el puente no se ha utilizado oficialmente desde que se culminó su construcción en 2016, debido a la crisis entre Colombia y Venezuela de 2015.[154]Diosdado Cabello amenazó con derribar cualquier avión que intentara traer ayuda al país.[155]​ Maduro negó que Venezuela necesite ayuda, diciendo «No somos mendigos de nadie».[156]​ Cuando los primeros camiones con ayuda, escoltados por la policía colombiana, se acercaron al puente bloqueado el 7 de febrero, los activistas de derechos humanos los recibieron, y el ministro de comunicaciones de Venezuela, Jorge Rodríguez, dijo que había un complot entre Colombia, la CIA y el político venezolano exiliado Julio Borges para derrocar a Maduro.[156]​ Durante un discurso el 8 de febrero, Maduro expresó sus opiniones sobre por qué había negado la ayuda internacional al declarar «con la ayuda humanitaria nos quieren tratar como mendigos ... en Venezuela tenemos la capacidad de cuidar a nuestros niños y mujeres. Aquí no hay crisis humanitaria».[157]

Las Naciones Unidas ha declarado que «muchos de los venezolanos se mueren de hambre, se ven privados de medicamentos esenciales y tratan de sobrevivir en una situación en caída libre sin un final a la vista».[158]​ Ha recomendado aumentar el financiamiento humanitario para los venezolanos y advirtió para evitar la politizar la ayuda humanitaria.[159][160]​ La ONU dijo que «la acción humanitaria debe ser independiente de los objetivos políticos, militares u otros».[160]​ El Comité Internacional de la Cruz Roja advirtió a Estados Unidos sobre los «riesgos de entregar ayuda humanitaria a Venezuela sin la aprobación de las fuerzas de seguridad leales al presidente Nicolás Maduro». También dijo que su capacidad para trabajar en el entorno actual en Venezuela era limitada.[161]​ Habiendo trabajado con las autoridades locales dentro de Venezuela durante mucho tiempo para brindar ayuda, en febrero de 2019, la Cruz Roja conversó con el Ministerio de Salud de Venezuela sobre el aumento de su presupuesto.[162]​ A finales de mes, duplicó su presupuesto de Venezuela a 15,8 millones de euros.[162]Carlos Holmes Trujillo, ministro de Relaciones Exteriores de Colombia, dijo que el bloqueo de la ayuda era un delito que «daría aún más razón ... a pedir a la Corte Penal Internacional que investigue a Maduro».[163]​ Mientras Guaidó intentaba obtener ayuda internacional, Maduro envió más de 100 toneladas de ayuda a Cuba luego de un tornado que devastó a La Habana.[164]

Durante una entrevista a la BBC del 11 de febrero, Maduro dijo: «El Ku Klux Klan que gobierna la Casa Blanca hoy quiere apoderarse de Venezuela» y que «Venezuela no es un país con hambre. Tiene niveles muy altos de nutrientes y acceso a comida».[165]​ Guaidó emitió un ultimátum de 11 días a las Fuerzas Armadas de Venezuela el 12 de febrero, declarando que la ayuda humanitaria entrará a Venezuela el 23 de febrero y que las fuerzas armadas «tendrán que decidir si estará del lado de los venezolanos y la constitución o del usurpador (Maduro)».[166]

El 13 de febrero, la vicepresidenta venezolana Delcy Rodríguez advirtió a sus ciudadanos que la ayuda humanitaria proporcionada por los Estados Unidos era considerada «cancerígena» y parte de un plan para asesinarlos.[167]​ También afirmó que «este llamado 'alimento' de los Estados Unidos apunta a envenenar a nuestra población con productos químicos» y lo describió como «armas biológicas».[167]​ El diputado de la Asamblea Nacional y médico en el exilio, José Manuel Olivares desestimó estos reclamos y aclaró que «la ayuda tiene control de calidad y cuenta con el registro sanitario de Colombia, Brasil y los Estados Unidos».[168]​ Las declaraciones de Rodríguez también fueron rechazadas por los Estados Unidos, diciendo que el gobierno de Maduro «haría todo lo posible para mentir y negar la realidad».[169]

En la conferencia del 14 de febrero sobre asistencia humanitaria en apoyo de Venezuela organizada por la OEA en Washington, DC, John Bolton anunció que 25 países prometieron 100 millones de dólares para la entrega de ayuda humanitaria a Venezuela a través de los centros de acopio en Curazao, Colombia y Brasil.[170]

Richard Branson organizará un concierto benéfico en Cúcuta, Colombia, el 22 de febrero, Música por Venezuela: Ayuda y Libertad, para recaudar dinero y apoyo para que la ayuda humanitaria ingrese a Venezuela.[171]

El 22 de enero de 2019, México y Uruguay, hacen un llamamiento a la necesidad de propiciar el diálogo para reducir las tensiones y evitar una escalada de violencia.[172][173][174]

El 24 de enero, el secretario general de la ONU Antonio Gutierres hizo un llamamiento al diálogo pidiendo a todos los actores la disminución de tensiones además de reclamar una investigación transparente e independiente de los incidentes y disturbios ocurridos el día 23.[175]

El 28 de enero, el Papa Francisco reitera su llamamiento al diálogo señalando de manera específica «que se realice en un clima de paz y de justicia».[176]

El 30 de enero, México y Uruguay anunciaron la convocatoria de una conferencia internacional sobre Venezuela que se celebraría en Uruguay el 7 de febrero «para sentar las bases para establecer un nuevo mecanismo de diálogo que, con la inclusión de todas las fuerzas venezolanas coadyuve a devolver la estabilidad y la paz de este país» según el comunicado del Ministerio de Asuntos Exteriores de Uruguay.[177]​ La iniciativa se ha planteado, señalan, como respuesta al llamamiento de Gutierres y del Papa Francisco al diálogo. Bolivia se suma a la iniciativa horas después del anuncio.[178]

El 31 de enero la alta representante de la Unión Europea para Asuntos Exteriores, Federica Moguerini anunció la creación de un «grupo de contacto por Venezuela» integrado inicialmente ocho países europeos y cuatro latinoamericanos: Uruguay, Francia, Alemania, Italia, Holanda, Portugal, Reino Unido, Suecia, España, Ecuador, Costa Rica y Bolivia que mantendrán su primera reunión en Uruguay el 7 de febrero y que trabajaran durante 90 días en la posibilidad de facilitar un diálogo que culmine en elecciones con Venezuela.[179]

El 1 de febrero, la Casa Blanca rechazó «cualquier mediación de diálogo» que mantenga en el poder a Nicolás Maduro. Por su parte Maduro mostró su acuerdo con la iniciativa de diálogo.[180]

Corriere della Sera citó una copia filtrada de una carta privada enviada por el Papa Francisco a Maduro el 7 de febrero como respuesta a una carta que Maduro escribió pidiéndole mediación al papa.[181][182][183][184][185]​ En la carta, el Papa se refiere a Maduro como "Excelentísimo señor Nicolás Maduro Moros"[181]​ y dice que los acuerdos de negociaciones anteriores no se han cumplido.[185]​ Las condiciones, todavía aplicables, fueron la apertura de un canal humanitario, la convocatoria de elecciones libres, la libertad para presos políticos y el restablecimiento de la Asamblea Nacional electa constitucionalmente.[186]​ Según Andrea Gagliarducci, escribiendo para la Agencia Católica de Noticias, el Papa aceptó la posición tomada por los obispos venezolanos, quienes mantienen que la elección de Maduro fue ilegítima, al no dirigirse a él como presidente.[186]

Reconocimiento

Países según su posicionamiento en la crisis presidencial de Venezuela:
     Venezuela
     Reconocimiento de Guaidó
     Apoyo a la Asamblea Nacional
     Reconocimiento de Maduro
     Neutrales vocales

Presidencia interina de Juan Guaidó

Estados:

Estados no pertenecientes a la ONU:

Organizaciones intergubernamentales:

Organizaciones internacionales:

Organizaciones nacionales:

Apoyo a la Asamblea Nacional de Venezuela

Estados:

Estados no pertenecientes a la ONU:

Organizaciones supranacionales:

Véase también

Original: Original:

https://es.wikipedia.org/wiki/Crisis_presidencial_de_Venezuela_de_2019